EMILIO LOZOYA

0
537

EN LETRAS CHIQUITAS: No es que se haya escapado del arraigo domiciliario para irse a uno de los restaurantes más caros de CDMX a devorarse un pato laqueado. Tiene toda clase de concesiones como testigo protegido. Lo que molesta a la ciudadanía de uno de los funcionarios más corruptos de la nación, es la impunidad con la que es tratado. Es un ex funcionario imputado por lavado de dinero, asociación delictuosa y cohecho, y como si nada puede disfrutar de fines de semana hedonistas, perdonándole las autoridades su declaración patrimonial de 28 millones de dólares.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here